buscar
Espanol flagIngles flag






Tiempo estimado de lectura 4:24 min. rellotge



Nicole Kidman

En 1989 podía verse en los cines “Calma total”, thriller que protagonizaba Sam Neill junto a una joven australiana de 22 años llamada Nicole Kidman.

Era la presentación a nivel internacional de una atractiva pelirroja destinada a triunfar primero como actriz de éxitos comerciales, y más tarde como la inconformista Nicole que se implica con directores interesantes en arriesgados proyectos. Entremedio de ambas etapas, la Nicole esposa de Tom Cruise, perseguida por la prensa sensacionalista y agobiada de preguntas estúpidas sobre el amor y los hombres en las ruedas de prensa.

Poseedora de una mirada tan felina como intelectual, con un rictus de seguridad en sí misma y unas condiciones físicas objetivamente perfectas (cerca de 1.80 de altura, pelirroja, piel lechosa, esos ojos…), parece improbable que Nicole conduzca su carrera por los poco recomendables senderos de la banalidad y el éxito a cualquier precio. Sus papeles en “Dogville”, “Cold mountain”, “Las horas”, “Las mujeres perfectas”, “La intéprete” o “Embrujada” ponen en evidencia un cuidado balance entre unos resultados comerciales buenos y una calidad artística fuera de toda duda, además del ánimo por no encasillarse y sorprender al público con nuevas caracterizaciones y desconocidas aristas de una personalidad que, seguro, continuará dando alegrías al buen aficionado al cine.

Bien instalada en la seguridad económica y los mimos del público, Nicole reflexiona sobre lo que quiere de su carrera como nunca lo haría Sandra Bullock: “Me gusta la polémica. Las películas no me interesan si son bastante seguras. Me encanta la idea de agitar las cosas en el cine”.

Nicole Kidman nace en Honolulú, Hawai, en 1967, pero a los cuatro años ya está viviendo en Sidney, Australia. Sus padres, gente culta y en el caso de su madre, activista de varias causas como el feminismo, le ofrecen un marco creativo y progre dentro del cual Nicole se decanta en un principio por el ballet. Para cuando cursa sus estudios en el instituto decide dejarlo todo para dedicarse al teatro. Sus primeros éxitos se darán en la televisión australiana donde se da a conocer con el cuento de navidad “Bush Christmas” (nada que ver con ningún miembro de la entrañable saga de presidentes y gobernadores) y en la premiada miniserie “Vietnam”, de 1986. Poco antes, en 1983, había aparecido en aquel éxito de tipología “Goonies” llamado “Los bicivoladores”, que en España no acabó de cuajar quizás porque preferíamos a nuestros “bicivoladores” de “Verano Azul”, montando sus BH de la primera comunión por Nerja, Málaga…

Ya hemos citado “Calma total” como el escalón más importante en el ascenso internacional de la joven Nicole, que queda asentado cuando Tom Cruise la elige para protagonizar “Días de trueno” (1990), mazacón de película de carreras del que la actriz debe avergonzarse hoy en día.

El enlace entre Cruise y Kidman no tarda en producirse y se extenderá durante toda una década en la que adoptarán a dos hijos. Eran una pareja aparentemente envidiable, guapos, inteligentes y triunfadores, pero la rumorología más babosa no dejó de pincharles hasta que se separaron; dudas sobre el poderío sexual del marido, aventuras de Nicole con su preparador físico o el empacho de Iglesia de la Cienciología en el que se revolcaba Cruise y del que Nicole decidió desentenderse. Así pues, entre cotilleos a nivel planetario, la pareja corta su relación en el 2001.

Volviendo a principios de los noventa, la carrera de Nicole continuaría con “Billy Bathgate”, film de Robert Benton de 1991, y la nueva colaboración junto a su marido, “Un horizonte muy lejano” (1992), de Ron Howard.

Progresivamente más exigente con sus papeles, Nicole alterna trabajos en películas con forma y fondo (espectacular en “Todo por un sueño”, 1995, de Gus van Sant), y videoclips con poca gracia como “Batman Forever” (1995), donde interpreta a la psiquiatra Chase Meridan, en un papel destinado en un principio a Rene Russo.

Jane Campion, cuando decide volver al cine después de “El piano”, la dirige en “Retrato de una dama”, adaptación de Henry James compuesta por bellas y ambiciosas imágenes que no acaba de convencer, a pesar de los esfuerzos de Nicole, que incluso vestirá un apretadísimo corsé durante toda la película con el fin de modificar su figura tal y como exigía el papel. Al terminar el rodaje un proceso de estrés emocional la deja K.O durante dos semanas.

“El pacificador” (1997) y “Prácticamente magia” (1998) son meros aperitivos ante lo que se le avecinaba a ella y a Cruise, nada menos que el nuevo proyecto de Stanley Kubrick “Eyes Wide Shut”, un thriller con alto contenido erótico que relata la poco complaciente vida de un joven matrimonio burgués. Entre lo sublime o lo directamente ridículo, según quién lo mire, el film crea polémica y estresa a la pareja hasta lo inimaginable, rodando interminables retakes (repetición de escenas rodadas anteriormente) con Kubrick meses después de haber finalizado oficialmente el rodaje.

En otro orden de cosas, por esta época Nicole recibe una nominación al Lawrence Olivier Theatre Award por su interpretación escénica en “La habitación azul”.

2001 representa el fin de su relación con Tom Cruise y el renacimiento de la actriz después del calvario con Kubrick. Rebajará su caché para rodar “Los otros” con Alejandro Amenábar (producción ejecutiva de Cruise), un film de terror de formas clásicas con 2500 millones de pesetas en presupuesto y resultados más que notables. En el mismo año trabajará también en el barroco musical “Moulin Rouge”, junto a Ewan McGregor, otro exitazo en taquilla y una nominación al Oscar por su excelente trabajo. Un accidente en el ajetreado rodaje, que le causa fracturas en varias costillas le impide participar en el nuevo proyecto de David Fincher “La habitación del pánico”, aunque prestará su voz en un pequeño cameo telefónico.

Su esforzada y bien documentada interpretación en el 2002, entre kilos de maquillaje y prótesis de la escritora Virginia Woolf en “Las horas” le proporciona el Oscar a la mejor actriz. Al año siguiente le dan su correspondiente estrella en el Hollywood Walk of Fame y estrena “Dogville” (Lars Von Trier), “La mancha humana” (de nuevo con Robert Benton) y ya para la temporada siguiente el film de Anthony Minghella “Cold Mountain”, junto a Renée Zellweger y Jude Law.








...por Marc Monje ...por Marc Monje


Patrocinador



Otros Reportajes:


Los más comentados:




Publicidad




Patrocinador




3 comentarios en Nicole Kidman

  1. Nicole Kidman es la actriz actual más clásica de todas. Es elegante, guapa y escoge sabiamente sus papeles a interpretar.

  2. Sí, es toda una dama de la interpretación. Nicole Kidman es el gran símbolo cinematográfico de este siglo. Felicidades por su biografía.

  3. Sí, pero en Cold Mountain, Renée Zellweger le robó el show! Me gusta cuando elige películas con una historia interesante, donde se le puede ver haciendo gala de toda su belleza pero con mucha inteligencia y sensualidad. Es muy bella.

Publicidad



En colaboración:
Fox   National Geographic Channel   Feelnoise   Foxlife   Guinness World Records   Phaidon   Blume   Editorial Planeta

| PortalMundos.com Internacional |
fltx Europa: España fltx América del Norte: México, US en español fltx América Central: Costa Rica, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Puerto Rico, República Dominicana fltx América del Sur: Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú, Uruguay, Venezuela

PortalMundos Factory, S.L. | 2000 - 2014 | Hosting Profesional por :: isyourhost.com ::